Tres generaciones al frente: claves para una empresa familiar

Empresa familiar tres generaciones Castrosua

Una empresa familiar es una organización sobre la que habitualmente se pone el foco por sus particularidades, pero muchas veces se ignora su peso como motor de la economía. Según el informe “La empresa familiar en España”, elaborado por el Instituto de la Empresa Familiar, estas compañías crean el 67% del empleo privado en nuestro país y son responsables del 57,1 % del PIB del sector privado. Especialmente llamativo es el caso gallego, donde las empresas familiares generan el 86,3% del empleo y el 85% del PIB.

Además, según el Instituto de la Empresa Familiar, estas organizaciones han demostrado una mayor resistencia en tiempos de crisis: la tasa de cierre fue, entre 2013 y 2015, del 8,5%, frente al 10,1% del las empresas no familiares.

Pero, ¿cuáles son las claves que hacen de una empresa familiar una entidad tan sólida y con tanto peso en nuestro tejido empresarial?

Las cualidades distintivas de la empresa familiar

Uno de los mayores valores diferenciales de una empresa familiar respecto a otras organizaciones es su visión de futuro, así como su capacidad de planificación a largo plazo.

Garantizar la continuidad del negocio es un objetivo intrínseco a la propia naturaleza de la empresa. Sin embargo, la continuidad y el buen rendimiento económico de la compañía son posibles únicamente a través de la responsabilidad y el compromiso generacional dentro de la familia. El cual, a su vez, resulta en otro de los grandes beneficios de la empresa familiar: la gran confianza que genera, tanto interna como externamente.

Otro de los aspectos más importantes de una empresa familiar es su capacidad para transmitir los valores y la cultura de la compañía no solo de generación en generación, sino también al resto del equipo. Como veremos, esta es una de las claves que han hecho de Castrosua una empresa familiar unida y fuerte.

El caso Castrosua

Corría el año 1948 cuando D. José Castro fundó Castrosua. En aquel momento nadie podía prever qué sucedería, pero la empresa fue creciendo hasta convertirse en un proyecto de vida que trascendería tres generaciones hasta llegar a nuestros días.

José Manuel Castro, hijo de D. José, estuvo en la dirección de la empresa como vicepresidente y consejero delegado más de 25 años, hasta el día de su fallecimiento en el año 2007. Al año siguiente, su hermano Juan Luis Castro lo sustituye en el cargo, para ser nombrado, en 2014, presidente del grupo.

La última generación de los Castro entra a formar parte de la dirección de Castrosua a través de Beatriz Castro, quien en 2017 fue nombrada vicepresidenta del Consejo y consejera delegada del Grupo. En palabras de la propia Beatriz, “no podemos hablar de relevo generacional como tal en esta última ocasión, podemos decir que ha sido una reorganización del equipo directivo donde la segunda generación, como lo es nuestro presidente, sigue en activo, aunque yo asumo la parte operativa como consejera delegada”.

70 aniversario Castrosua tres generaciones
Las tres generaciones reunidas durante el acto del 70 aniversario de Castrosua, que tuvo lugar el pasado 9 de noviembre en Expobus Iberia, Silleda.

Un artículo de El Confidencial señalaba como uno de los grandes hándicaps de las empresas familiares su falta de presencia internacional: solo el 11,3% tiene presencia fuera de nuestras fronteras. Situarse en ese lado de la estadística es uno de los grandes retos para estas compañías, al cual Castrosua hizo frente a través de Pegaso hace ya más de 60 años, cuando salieron por primera vez al extranjero, por ejemplo a Egipto, Chile, Cuba y Kenia, entre otros.

De cara al futuro, el objetivo pasa por seguir mejorando procesos y productos, así como seguir ampliando gama y formando los equipos. Como dice Beatriz, “es en este último punto donde el apoyo y compromiso de nuestro presidente, en la evaluación y desarrollo los futuros líderes, es fundamental”.

Los valores como cimiento

Para una empresa familiar, cada día cuenta. Es en el día a día cuando se deben fortalecer sus valores, su filosofía, comunicación y orgullo familiar, y eso es lo que hace que la empresa permanezca a lo largo del tiempo. Así lo expresaba Juan Luis Castro, presidente de Castrosua, en una entrevista a La Voz de Galicia, “como tratamos de hacer nosotros”.

Siguiendo con la reflexión de Juan Luis, cuando la dirección se aplica por valores, “se gesta un clima de confianza y compañerismo entre los empleados, donde cada uno tiende a ofrecer lo mejor de uno mismo”. Eso se nota también en los resultados. Son los activos intangibles los que resultan más difíciles de imitar por otras empresas, por lo tanto, en ellos radica uno de los valores diferenciales más importantes.

Si hay algo que demuestra la familia en la empresa, es la pasión por la misión empresarial y, por supuesto, por su continuidad. Todo ello “facilita y agiliza la toma de decisiones, como pueden ser el revertir beneficios o crear nuevos planes de desarrollo”.

Como decíamos en el primer punto de este artículo, otra de las claves de Castrosua como empresa familiar es la confianza por parte de clientes y proveedores, ganada en parte por la fuerte cohesión demostrada por la familia ante las adversidades que se han presentado a lo largo de los años.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto la Política de Privacidad de Carrocera Castrosua S.A.

Información básica sobre protección de datos

  • Responsable del tratamiento: Carrocera Castrosua, S.A.
  • Finalidad del tratamiento: Gestión o seguimiento del comentario
  • Legitimación del tratamiento: Consentimiento prestado mediante la cumplimentación del presente formulario.
  • Cesiones: No se prevén cesiones de datos.
  • Derechos: Podrá ejercer sus derechos en los términos previstos en nuestra Política de Privacidad.
  • Más información: Puedes ampliar información acerca de la protección de datos en el siguiente enlace: Política de Privacidad